12 diciembre 2006

Muerte de Augusto Pinochet



Ya sé, la política no es la onda de este blog. Pero este post no se trata de política en sí. A veces hay situaciones muy importantes que vale la pena comentar. Y la muerte de Pinochet no deja de serlo.

Además porque me han sorprendido mucho las reacciones post muerte del emblemático dictador es que me dieron ganas de escribir algo. No pretendo hacer un juicio sobre su persona, ya está bueno de esa eterna discusión; y tampoco creo que les interese saber mi opinión al respecto.

Lo que sí me gustaría comentar es el hecho de que se "celebre" la muerte de alguien. Primero que nada creo que salir a hacer una fiesta en las calles por el fallecimiento de una persona, da lo mismo que sea un héroe o un violador, asesino o tirano; es un acto que retrocede la evolución de la especie humana de los últimos tres mil años. Aunque se odie a la persona, hay que respetar la instancia de la muerte. Si no es por el fallecido, por la familia, que no tiene por qué pagar por los actos del muerto y tiene todo el derecho a vivir su pena con un mínimo de respeto.

No estoy pidiendo que se haga duelo nacional. De hecho pienso que no corresponde para nada hacérselo a Pinochet. Lo único que pido es un mínimo de sentido común humanitario. Muchos podrán pensar por qué, si Pinochet no lo tuvo. A eso respondo que actuar con altura de miras y grandeza es todo lo contrario a seguir la ley del ojo por ojo diente por diente. Y, una vez más, pensar en que detrás de la muerte hay una familia que sufre por la pérdida.

Segundo, si estos detractores que celebran en la Alameda fueran un poco menos hormonales en sus reacciones y se detuvieran dos minutos a pensar, se darían cuenta de que el peor castigo para Pinochet hubiera sido seguir vivo. Con su muerte todos los juicios, menos los civiles, se anularon. Consecuencia: el ex comandante en jefe jamás fue sentenciado. En vez de una ancianidad enferma y con la verguenza de una condena; Pinochet murió rodeado de su familia a los 91 años sin sufrir una terrible agonía.

¿Evolucionemos porfa?

(fin del primer y último post de esta calaña)

8 comentarios:

martinmuci dijo...

Creo que es un post que vale la pena comentar. Vengo llegando del funeral (al cual fui para hacerme presente en un acto que creo que será histórico en Chile y no para apoyar todos los actos de Pinochet. No grite ni me emocioné. No me nació. Creo que los abusos a los DD.HH que se cometieron bajo su régimen merman lo que pudo haber sido un exelente recuerdo de la recomposición nacional. Por que quiero dejarlo en claro. Apoyo absolutamente el golpe del 11 de septiembre y creo que fue el mal menor en la época más dura que vivió el país. Lo que vino después, con sus excesos y atentados contra las libertades, hacen que la figura de Pinochet sea controvertida, y para quienes se vieron directamente afectados, justamente odiada. Pero como bien dice Chovi, no podemos dejar que el odio atente contra la dignidad de cualquier ser humano. Incluido él. Por que en el momento de su muerte y el dolor que ello significa para su familia, al menos deben ser respetados. Ya sea por perdonar, por aspirar a la reconciliación o simplemente por no convertirnos en lo que odiamos. Ojalá que desde ahora las divergencias entre el país ya nos sean tan latentes e impuestas, y con la figura de Pinochet sólo en la memoria, se pueda empezar a crear un nuevo concepto de sociedad y política. Sin que algunos puedan seguir ocupando a ese ex presidente como caballo de lucha.Partiendo desde cero o algo así.

josefina dijo...

"como bien dice chovi???"
ya sé que estás ansioso de su llegada martín pero...
SOY YO QUIEN ESCRIBE!
je

martinmuci dijo...

Chuta mi Huevo, mil perdones, pero no te caché. Con razón po.... me parecia muy bien escrito y con demasiado criterio ese post para que haya sido escrito por una laucha cosmopolita como Chovi, aunque igual tenía fe en que hubiese tenido una evolución en NYC... Como siempre Josf, marcando pauta.

Anónimo dijo...

Este pinocho es el mismo que el del cuento de Disney???

v dijo...

no, este es otro, en vez de mentir "no se acordaba", y tb dicen que comia wawas al desayuno

Anónimo dijo...

¿Webolucionemos porfa?

un beso Joseph... te extrañaré...

Clemente dijo...

complemento (o suplemento, es igual)

dificil tema el de la muerte y el respeto, sobretodo tratandose de la figura en cuestión.

si bien la eufórica manifestación de goce acaecida en un extremo de calle providencia puede aparecer como impertinente y exenta de tacto, no debemos olvidar que en el otro extremo de la avenida una manifestación similar tomaba lugar, si unos reian, otros refunfuñaban, con la misma falta de consideración para con los familiares del finao.

lo unico que se podria demandar de la cuidadania es un silencio respetuoso que ante la -supuesta- distención de un punto tan tirante en nuestra historia seria por decir lo menos extraño.

si el punto de vista de el post de josefina es el respeto hacia quienes realmente han sufrido con la muerte de la mas rara creación de geppeto -son los menos-, no solamente quienes tuvieron que entregar a sus cercanos en pos de un progreso que se nos ha enseñado como lo correcto, siendo que estamos en todo el derecho de querer algo diferente para nuestras vidas han sido faltos de respeto, sino que quienes a toda costa quieren hacer publica su paranoica justificación de un bruto, apelando a su condición de heroe (denme un minuto para ir al baño y otro para morir de la risa) también lo han sido, providencia es una linea cuyos cabos se agitaron aquel dia como moleculas dentro de un microhondas, en uno señoras y señores paranoicos insultaban a periodistas y en otra viejos amigos, manifestantes y guanacos celebraban uno mas de tantos bailes apasionados.

en algo estoy de acuerdo, cuando supe que el caballero habia muerto me alegre bastante, no porque me hubiese hecho algo malo él, el anciano al morirse no sacio sed de venganza alguna, sino porque a ese caballero yo lo veia como un yunke sobre una sabana tensada (Horizontalmente), un agente que lo que más hacia ultimamente era generar tensiones, y los dos polos de la euforia cuidadana lanzaron mis ilusiones por la borda, podrian haber sido solo gritos de apoyo -y justificación- o bailes de goce y ahi si tendriamos a alguien a quien llamar la atención en su desubicación (asi como lo hace josefina) pero como las manifestacines existieron en ambos extremos de la avenida, esta se tensó asi como la sabana que me imaginaba.

providencia ese dia fue un elastico, metaforeando el animo que no se por cuanto tiempo permanecera en el conciente político de todos nostros, al margen de que muchos queramos superar las tenciones, porque eso suena super bonito.

roche dijo...

Hola!

No sabes donde conseguir videos de "Teatro en el Teatro de Jose Vilar"

Es una produccion chilena en Youtube no sale nada.

Saludos,